¿Necesito un abogado especialista en extranjería para trabajar en Europa?



Muchas son las dudas sobre los requisitos que hay que cumplir para poder trabajar adecuadamente en los países europeos, especialmente para aquellas personas que proceden de países fueran de la Unión, donde en muchos casos tienen que recurrir a el asesoramiento de profesionales especializados en extranjería, los cuales, podrán tutelar y aconsejar sobre los mejores pasos a seguir para poder realizar los tramites más adecuados en cada momento.

La duda en muchas ocasiones, es sobre la necesidad de contratar a un abogado especialista en extranjería de Barcelona o alguna de las principales ciudades europeas, que pueda guiarnos en cada momento. Por ejemplo en España, para poder realizar una relación laboral siendo extranjero, es necesario obtener en un primer momento el correspondiente permiso de residencia "que puede ser temporal o permanente". Una vez con el en nuestro poder es conveniente que sepamos que a continuación debamos elegir alguno de los diferentes tipos de permisos de trabajo.

Los especialistas en extranjería, asesoran en este momento que los diversos tipos de permisos de trabajo a los que se puede optar son de tres tipos. Por un lado tenemos los permisos de contingente de trabajadores extranjeros, y por otro lado los permisos de trabajo tanto de por cuenta ajena como propia. Dependiendo de la actividad que queramos desempeñar en nuestra carrera profesional, es necesario que optemos por uno u otro permiso.

Son muy diversos los aspectos que debemos tener en cuenta a la hora de elegir uno u otro camino. En los diversos casos, debemos informarnos adecuadamente y contar con la mayor ayuda posible para afrontar el numeroso papeleo al que tendremos que hacer frente. Hay que señalar por ejemplo, que en los casos en lo que se pretende renovar los permisos de residencia y trabajo por parte de trabajadores extranjeros que desarrollan su actividad por cuenta propia, es necesario probar que el negocio que desarrollan funciona y es operativo.

De un mismo modo, observamos como muchos permisos atienden a unos plazos de renovación muy diversos, como es el caso del permiso de residencia de larga duración, el cual actualmente debe ser renovado a los cinco años, teniendo para hacerlo efectivo solamente dos meses de plazo. Como podemos observar, son muchos los aspectos que debemos tener en cuenta, así como las diversas opciones a las que podemos optar. Es por ello que ante esta jungla burocrática, cualquier ayuda es poca.

Son muchas las necesidades que nos pueden surgir en cualquier momento, especialmente si estamos planificando la búsqueda de trabajo en un país europeo, donde muchos requisitos se encaminan hacia una misma dirección con el fin de agrupar las mismas políticas de trabajo en los países de la Unión Europea. Ante estas necesidades, lo más aconsejable es recurrir a algunos de los múltiples servicios que nos puede aportar un abogado profesional de extranjería.

Dentro de estos servicios, podemos desde renovar o modificar la residencia en el país por motivos laborales o de otra índole. También podemos obtener asesoramiento si nuestros planes están relacionados con estancias por estudios. Igualmente, aspectos como la residencia por arraigo familiar, la modificación de la residencia u otros aspectos que puedan influir en el aspecto social y económico de una persona que quiere vivir y trabajar en Europa, son objeto de trabajo para muchos abogados de extranjería que ofrecen los diversos servicios a aquellas personas interesadas.

No hay comentarios :

Publicar un comentario