Austria como destino para trabajar


Practicamente un país desconocido para muchos como Austria, se está convirtiendo en los últimos meses como un destino óptimo para trabajar, ya no solo por su interesante mercado laboral, si no también por sus condiciones, que en muchos casos puede llegar a sacar los colores a si lo comparamos con otros países como es el caso de España.

Si hasta ahora Alemania se había desmarcado como el país puntero en Europa a la hora de iniciar la búsqueda de empleo, otros países de su entorno como Austria están tomando el relevo y ofreciendo unas oportunidades de los más competitivas. Solo con echar un vistazo a su tasa de paro, podemos es que es de apenas un 4,5% de desempleo, frente al cerca del 12% europeo, concretamente un 11,8% de media en la UE. Unas cifras que son de lo más sorprendentes si vemos que en España estamos en algo más de 26%. El "milagro austriaco" radica en que se ha especializado en ser un país exportador de productos de gran calidad del sector industrial y tecnológico, a lo que hay que sumar su posición geográfica, lo que le permite pivotar tanto por su cercanía a Alemania como por su cercanía ante los emergentes países del este de Europa, que han iniciado una etapa de sostenido crecimiento.

Junto a todo ello, hay que reseñar igualmente que las condiciones de trabajo son de lo más curiosas, ya que al contrario de las políticas de muchas empresas en España, en Austria el contrato suele ser de primera fijo e indefinido, a cambio de un despido flexible casi gratuito y con la practicamente inexistencia de huelgas, que en muchos casos son inexistentes.Esta y otras condiciones hacen de Austria una excelente opción para buscar trabajo, tanto por la saturación de la oferta alemana, como por sus condiciones señaladas anteriormente.


No hay comentarios :

Publicar un comentario